Regresar a Urueña

uruencc83a2
Lothrandir, tras un viaje a Asturias, ha pasado un tiempo pachucho. Mientras se recupera, y por esta vez, le eximiremos de regalarnos una de sus inquietantes ficciones.

Mi mujer y yo conocemos bien la Suiza central, y todos nos decían que Asturias era muy parecida; ha resultado ser cierto, al menos en la costa que es lo que hemos visitado: vacas, túneles, el verde de montes y prados, y un lago muy grande que se llama Cantábrico. En lo que respecta a su gastronomía, las tierras astures ganaron por goleada a la confederación helvética, y a mí me dejaron KO, literalmente. No me siento orgulloso de ello, pero tras cuatro días recorriendo Asturias, en nuestra última noche en el Principado, mi estómago se resintió de la sobrecarga de sidra —la misma que había abandonado por la pirosis que me producía, pero ya se sabe que cuando estás de vacaciones todo sienta bien, al menos al principio—, fabes y marisco, y lo hizo a lo grande, con una gastritis de campeonato. Mi mujer, habitualmente de estómago débil, y que había bebido tanto o más que yo, asistió indemne y algo divertida a mi noche toledana. Estaba fresca como una lechuga cuando salimos en coche hacia Madrid a la mañana siguiente.

El caso es que yo siempre había querido visitar Urueña, la única villa del libro de España, y casi conseguí que nos detuviéramos en ella en el viaje de ida. Ahora, desmejorado y convaleciente, debí inspirar tanta pena —y dar tanto la matraca—  que mi mujercita, Azucena, me concedió el antojo. Pero, ¿qué es la Villa del Libro de Urueña?

Urueña es una aldea medieval que se asoma a la planicie castellana desde lo alto de una loma, cerca de Valladolid. Conserva casi la totalidad de su muralla, fue declarada Conjunto Histórico-Artístico en 1975 y pertenece a la asociación de Pueblos Más Bonitos de España. Además, desde 2007 ostenta el sello de Villa del Libro, la primera de España. Un pueblo de doscientos habitantes, con un periódico, cinco museos y doce librerías, atrae con fuerza a todo bibliófilo que se precie, que es mi caso.

El pueblo no me decepcionó, con sus calles empedradas y una atmósfera de otro tiempo. Un paraíso de quietud, vida lenta y amor por la cultura. Cuando llegamos era la hora de la comida y los establecimientos en torno al mundo del libro estaban cerrados hasta la tarde. Por desgracia, debíamos continuar viaje a Madrid y no podíamos esperar a que abrieran. Los pocos restaurantes que encontramos estaban llenos y no tenían servicio de bar. Por fin localizamos uno con cafetería, hicimos un pis y nos sentamos para tomar un café mi mujer y una tónica yo a ver si me entonaba el estómago.

Me diréis: ¿qué sentido tiene hacer una publicación sobre la Villa del Libro si Lothrandir no visitó ni uno de los establecimientos que le dan lustre?  Es el momento de confesaros, por si no lo sospechabais, que soy un imán para las, digamos, experiencias peculiares de la realidad. Podéis llamarlos visiones si lo preferís; yo mismo tengo mis dudas a veces. No en todas, pero sí en bastantes ocasiones, la investigación posterior me convence de que fueron reales, como cuando vi una bicicleta arrastrada por perros esquimales en pleno verano; resultó que en la zona se realizaba una carrera de bicicletas de arrastre perruno y asistí al entrenamiento de uno de los participantes.

Allí estaba yo, sentado con mi mujercita, degustando mi tónica cuando llegó a mis oídos la conversación que mantenía una pareja joven en la mesa de al lado. La mujer le recriminaba al hombre que nunca se encargara de los regalos para sus hijos; hasta ahí, todo muy común. De repente, abandonaron lo personal y ella empezó a hablar de “listados de emails de mis clientes”, él a contestarle con  “las estrategias de posicionamiento SEO”, y demás parámetros de visibilidad de un sitio web en las búsquedas de internet. Puede que fuera mi malestar gástrico, la tónica que me estaba sentando fatal, o qué sé yo, el caso es que me vi expulsado del paraíso de un tiempo pasado que había conocido desde que llegara a la Villa del Libro. La pareja acabó su consumición y se alejó por las somnolientas calles del pueblo medieval, eso sí, con el teléfono celular pegado a la oreja. Por mi parte, me prometí regresar a Urueña otro día, para recuperar un poco de lo que el estrés de la vida moderna nos ha robado a todos.

 

Fin de

Regresar a Urueña

21 comentarios en “Regresar a Urueña

  1. Hace poco vi un reportaje en televisión sobre Urueña, me atrajo bastante la verdad, a ver si se traduce en viaje a no mucho tardar. Tu escrito me ha recordado esa cuenta pendiente, gracias. Espero que se pase pronto el mal del camino, con lembas no te hubiera pasado, eso sí, no saben a chorizo. :).

    Le gusta a 1 persona

    1. Brindo —con tónica, que sigo pachucho; cosas de la edad y el abuso— porque no tardemos mucho, tú y yo, en visitar la Villa del Libro. En cuanto a las lembas, amigo sindar, puede que no te falte razón 😀. Un saludo y muchas gracias por comentar, compañero.

      Me gusta

    1. Me alegro que te guste. Mi simbiosis literaria no es exactamente como la tuya con el Percebe, que parece tomar el control de tu (vuestro) blog en ocasiones, creo que de común acuerdo contigo. En mi caso, mi otro yo ejerce una continuada influencia sobre la temática de mis relatos y su estilo. Con este se acaban los comentarios que no había visto. Muchas gracias por comentar y un saludo.

      Me gusta

  2. Otra vez será y seguramente lo disfrutes. Yo en Urueña he estado en más de 5 ocasiones, en parte porque mis suegros tienen una casa en un pueblo cercano llamado Tiedra, y porqué cerca de allí está también “La Espina”, un poblado en cuyo restaurante se come una carne a la piedra… En Urueña compré de segunda mano una edición de La historia Interminable como la que me regalaron de crío. Además de librerías hay varios pequeños museos que no está mal visitar. ¡Welcome back! ¡Nos leemos!

    Le gusta a 1 persona

    1. Ay, cuanta razón hay en vuestras palabras. Pero lo de los perros esquimales —dicho así por ahorrar espacio— me niego a creer que fue un sueño; el que lideraba el tiro era clavadito a cierto mestizo de alaskan malamute cuyo nombre no diré por aquello de los spoilers 😀. Muchas gracias por pasaros y comentar. Un abrazo, compañeros.
      PS: para los que deseen saber algo más sobre el perro mestizo, recomiendo la lectura de la novela “Las Crónicas del Otro Mundo”. No os decepcionará.

      Le gusta a 2 personas

      1. Ostras, qué bien nos ha salido la jugada: nos has dado la razón, es probable que hayas disminuido tu consumo de alcohol con sus consiguientes beneficios para tu salud, y además has hecho promoción gratuita (porque somos insolventes y no pensamos pagar) de LCDOM.
        Nos sale a cuenta comentar aquí, oye…

        Le gusta a 1 persona

  3. Ay, cuanta razón hay en vuestras palabras. Pero lo de los perros esquimales —dicho así por ahorrar espacio— me niego a creer que fue un sueño; el que lideraba el tiro era clavadito a cierto mestizo de alaskan malamute cuyo nombre no diré por aquello de los spoilers 😀. Muchas gracias por pasaros y comentar. Un abrazo, compañeros.
    PS: para los que deseen saber algo más sobre el perro mestizo, recomiendo la lectura de Las Crónicas del Otro Mundo. No os decepcionará.

    Me gusta

  4. Me encanta la comparación que haces de Asturias con algunas zonas de Suiza, yo estoy de acuerdo que hay zonas muy parecidas y ese lago Cantábrico/Leman que haces mención es total!
    Con la gastronomía es cierto que Asturias y el norte de España en general es una maravilla, lo explicas de maceta muy simpática.
    Te agradezco mucho que nos cuentes que Urueña merece ser visto.
    Lo pongo en mi lista de sitios a visitar.
    Un abrazo. 🙋🏼‍♀️🌹😘

    Le gusta a 1 persona

    1. Lamento el retraso en contestar, cosas de WP que me oculta algunos avisos. Pues honrado de aportar algo a tu lista; seguro que la tienes llena de lugares interesantes, la de visitados y la de por visitar. Muchas gracias por comentar, estimada Yvonne, si me permites llamarte así –uy, ya lo he hecho :D– y hasta pronto.

      Le gusta a 1 persona

  5. ¡Buenas colega! Me he puesto ya a pensar en el siguiente volumen de bufonadas (uno que no puede estar quieto), y se me ha ocurrido hacer un formato diferente al habitual. El caso, es que aunque suene extraño me sentiría hiper orgulloso si me escribes tú el prólogo. Primero porque como fiel lector tienes comprados los 3 volúmenes anteriores. Segundo, porque me conoces a través del blog y mis escritos. Tercero porque me gusta cómo escribes. Y cuarto porque en este volumen tiene sentido un prólogo ya que incluirá los 3 libros que ya tienes (Sin errata traicionera) más el que será el cuarto a mayor formato. Lo publicaría a primeros de Marzo. Por supuesto saldrías en los agradecimientos, y además te daría una copia del libro en papel (Ya que tienes los 3 primeros) . Si te parece bien respóndeme y te digo cómo contactarme. (Si no es así tampoco pasa nada.) ¡Nos leemos!

    Le gusta a 1 persona

  6. ¡Buenas colega! Me he puesto ya a pensar en el siguiente volumen de bufonadas (uno que no puede estar quieto), y se me ha ocurrido hacer un formato diferente al habitual. El caso, es que aunque suene extraño me sentiría hiper orgulloso si escribes tú el prólogo. Primero porque como fiel lector tienes comprados los 3 volúmenes anteriores. Segundo, porque me conoces a través del blog y mis escritos. Tercero porque me gusta cómo escribes (Relatos y novela). Y cuarto porque en este volumen tiene sentido un prólogo ya que incluirá los 3 libros que ya tienes (Sin errata traicionera) más el que será el cuarto a mayor formato. Lo publicaría a primeros de Marzo. Por supuesto saldrías en los agradecimientos, y además te daría una copia del libro en papel (Ya que tienes los 3 primeros) . Si te parece bien respóndeme y te digo cómo contactarme. (Si no es así tampoco pasa nada, aunque ya te digo que me encantaría que aceptes) ¡Nos leemos!

    Le gusta a 1 persona

    1. Ostras, me dejas estupefacto. ¿Tú estás seguro? Es mucha responsabilidad, compañero, además de una gran satisfacción y orgullo. La verdad es que disfruto mucho tus creaciones, y envidio tu genio para los microrrelatos; no entiendo como puedes, con tan pocas palabras, crear esas atmósferas de suspense y con una pincelada dibujar paisajes de gran belleza. El horror, el terror y también la ternura, cobran existencia real en tus ficciones, a veces en el mismo relato. Puedo probar, y si me sale algo que me parezca suficientemente bueno te lo envío. Coméntame algunas ideas sobre la temática general de los relatos que pudiera servir de hilo conductor para la recopilación. Muchísimas gracias por pensar en mí para el prólogo. Aú no me lo creo.

      Le gusta a 1 persona

      1. De estupefacto nada, es algo bien meditado XD, te veo con gusto y temática al escribir parecida a la mía, y dado que has leído en repetidas ocasiones escritos mios, siento que eres la persona apropiada ya que puedes hablar con conocimiento de causa de lo que escribo. Ahora, para darte más información y te hagas una idea de lo que será este volumen te explico:

        Será un libro de aproximadamente 15 x 23 cm de máximo 350 páginas (Al ser más grandes las páginas se reduce algo la paginación, sobre todo los escritos más largos ) tamaño 11 de letra ( En mis 3 bufonadas tienen tamaño 10). La idea es incluir los textos que irían en un cuarto volumen aquí. La portada voy a intentar que me la diseñe algún arquitecto solidario de la empresa en qué trabajo, pero si no la diseñare yo mismo. La descripción de la parte trasera creo que lograré que la haga mi querido amigo el Dr. Arroyo.

        Ahora viene lo bueno y la razón de este “despliegue”. Tras haber experimentado el maravilloso mundo de la autopublicacion y su funcionamiento creo que puedo hacer realidad la idea original de mis “bufonadas” de que se trate de un libro solidario. La idea es destinar el 100% del beneficio a alguna ONG de carácter ecologista (Ahí entra el tema de crear un equilibrio para que el precio sea asequible y llamativo y a su vez destine cada venta al menos de 1 Euro o Euro y medio). Según mis pruebas unas 350 páginas podría ponerlo a 9,95 (Si me pasó me iría a 11,95 que tampoco está mal para un libro de esas características) y cumplirlo con un libro espectacular en cuanto a estética (Es lo que tiene no tener gastos de maquetación, diseño de portada, corrección…).

        Creo que puedes enfocar el prólogo hacia el destino del libro y tú opinión de lo que escribo… Pero te dejo completa libertad para escribir lo que gustes.

        Por mi parte, voy a empezar ya a ir creando en mi página de Facebook una especie de diario de lo que voy haciendo… A ver qué tal sale (Si no vende nada al menos el libro quedará genial en mi estrategia XD).

        ¡Nos leemos!

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s